Tao Te Ching – 5

 

La materia —sea aquella que está en el cielo o la que está en la tierra— es imparcial con todas las criaturas, sean plantas, animales o personas; a pesar de esto, es un sostén para todos.

De la misma manera, la persona sabia es imparcial con los demás.

El espacio sobre la tierra está vacío y libre, así como el espacio dentro de un fuelle o una flauta. Y cuanto más espacio existe para una actividad, más eficiente esta actividad puede ser.

Quien interfiere en asuntos ajenos y encima habla demasiado se vuelve insoportable para los demás.

Por lo tanto, es mejor siempre seguir el principio de la no interferencia y mantener la tranquilidad.

1 Response

  1. Sandra says:

    Dejar que todo fluya a su ritmo natural
    Sin intervenir,
    También no ser jueces
    Tener la mente clara ante tantas cosas impuestas por la sociedad
    Prototipos de maneras y formas de ser y seguir la vida , que aveces nos llevan a pensamientos negativos
    Fluir con nuestra esencia libremente
    Considerar el silencio interno
    Y aprender a escuchar

    Lindo principio

Leave a Reply