Lao Tsé – Tao Te Ching

Si miras a Tao, no Lo notas enseguida. Por eso Lo llaman «difícilmente visible».

Si escuchas a Tao, no Lo oyes inmediatamente. Por eso Lo llaman «difícilmente audible».

Si intentas asirlo, no es fácil alcanzarlo. Por eso Lo llaman «difícilmente alcanzable».

¡En Tao están Aquellos Que son admirables!  Y todos Ellos están unidos en Tao en Uno Solo.

Tao es igual arriba y abajo.

 

Tao —siendo infinito— no puede ser llamado por el nombre específico de ninguno de Ellos.

Ellos emanan de Tao manifestando Cada Uno Su individualidad y luego otra vez vuelven al estado sin manifestación individual.

Tao no tiene figura corpórea ni rostro. Por lo tanto, sobre Tao dicen que es oculto y misterioso.

Al encontrarme con Tao, no veo Su rostro; camino tras Tao y no veo Su espalda.

Siguiendo estrictamente el perpetuo Camino de la transformación de uno mismo, como alma,

se puede conocer el Origen Eterno. Este Camino es el Camino hacia Tao.

 

Leave a Reply