Arturo Hernández

No seas la carga de nadie y no trates de seguir cargando a quien al final terminara por aplastarte, por la idea de confundir el Amor con la costumbre

Leave a Reply